techo-solar

Venta de energía solar: Macri impulsa una ley que en Chubut ya está pero nadie implementó

by • 8 noviembre, 2016 • ArgentinaComments (0)

El Gobierno nacional ya trabaja en una idea innovadora que incluye un proyecto de ley que podría salir antes de fin de año y fondos millonarios para impulsarlo: tentar a los consumidores para que instalen en los techos de sus viviendas paneles solares que permitan tomar la radiación del sol para convertirla en electricidad, algo que podría aplicarse en casas y viviendas de propiedad horizontal (PH).

Sin embargo, lo novedoso es que una ley similar fue aprobada por la Legislatura de Chubut en 2013 y casi nadie sabe que existe. Y peor aún: el exgobernador Martín Buzzi nunca la reglamentó.

Ahora se sabe que se trata de la Ley 107, que fue una idea del entonces ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación, Norberto Yauhar, que la canalizó a través de uno de sus legisladores en la Legislatura de aquel entonces, Exequiel Villagra.

Yauhar se había empapado del tema de las energías renovables antes de ser ministro nacional, cuando ocupó un lugar como director de Enarsa durante el kirchnerismo.

Así fue como surgió la ley, que a diferencia de la que ahora impulsaría el presidente Mauricio Macri, no hablaba de la “comercialización” de la energía que se generara en los domicilios, pero sí de “compensación”. De cualquier modo, lo que se asegura ahora es que Chubut podría reactivar la ley con algunas modificaciones y hacer lo que no hizo Buzzi: reglamentarla.

Qué dice la 107

El proyecto de Macri intenta generar interés en la gente y quienes elijan esa opción tendrán dos beneficios inmediatos en términos de su economía cotidiana: como producirán parte de la energía que utilizan (habitualmente las instalaciones no alcanzan para cubrir todas sus necesidades), se les achicará la factura que reciben de las distribuidoras, en el caso de Chubut, las cooperativas.

La ley chubutense (la Nº 107/13) fue sancionada en septiembre de 2013, tiene nueve artículos y su objetivo es “establecer las condiciones generales para el acceso de la generación eléctrica a partir de fuentes renovables sin fines comerciales a los sistemas de distribución eléctrica en el territorio provincial, y el sistema de compensación eléctrica de los mismos.”

La idea es que los usuarios finales “utilicen energías de fuentes renovables para generar energía eléctrica, con la potencia máxima instalada que se determine en la reglamentación de la presente Ley, a inyectar la energía generada por tales medios a la red de distribución a partir de los respectivos empalmes, para su posterior consumo. Este usuario final será denominado ‘autogenerador renovable’”.

La ley chubutense no habla de comercializar la energía generada pero sí de que sea “compensada por el consumo de energía eléctrica activa de ese mismo consumidor en un plazo de hasta treinta y seis meses”.

Por ahora, el texto quedó sólo en eso.

Lea nota completa en Diario Jornada

Related Posts

Comments are closed.

Facebook