Biosolar, la tecnología que promete impulsar la super batería de bajo costo

by • 14 marzo, 2016 • EERRComments (0)

Sería excelente que la batería de nuestro celular dure más de un día, o poder contar con un auto eléctrico que pueda recorrer largas distancias sin tener que recargarse a los pocos kilómetros. Parece que la solución a este problema está más cerca de lo pensado, y revolucionaría el mercado de almacenamiento de energía.

Una batería contiene dos partes importantes, el cátodo y el ánodo (los polos positivos y negativos). Las baterías actuales más eficientes son de ion-litio, pero su capacidad de almacenamiento está limitada por la capacidad del cátodo, mientras que el ánodo puede almacenar mucho más y no se puede aprovechar.

La empresa Biosolar se encuentra desarrollando una tecnología pionera e innovadora que promete duplicar la capacidad de carga , aumentando su velocidad y extendiendo la vida útil de la batería a un cuarto del precio de la batería más eficiente del mercado actual, la utilizada por el Tesla S.

Esta super batería está formada por un cátodo a base materiales orgánicos y polímeros conductores de bajo costo que permiten utilizar la totalidad de la capacidad convencional de ánodo. Este cátodo promete poder procesarse a partir de agua y solventes ecológicos, lo que elimina los elevados precios de los solventes tóxicos, elimina las altas temperatura de los procesos de secado y agiliza todo el proceso productivo.

En el mercado de los autos eléctricos y la industria solar se estaba buscando una batería que promediara los 100 dólares por kWh. Logrando esos valores los vehículos eléctricos serían competitivos contra los convencionales. La buena noticia es que esta super batería rondaría en promedio los 54 dólares/kWh. Parece demasiado bueno para ser real, y no termina ahí. Según BioSolar las baterías convencionales pierden el 80% de la capacidad de carga luego de los 1000 ciclos de carga/descarga. Al utilizar este nuevo polímero en un supercapacitor, BioSolar demostró un ciclo de vida de 50.000 ciclos sin desgastarse.

La Universidad de California está apostando a este desarrollo desde 2014, y ha firmado la extensión del acuerdo, lo cual le va a permitir a BioSolar seguir con los trabajos de investigación al menos hasta julio de este año. De todos modos, si recordamos que el periodo de gestación de una batería nueva es de 5 a 10 años hasta que llega al mercado, tal vez esta recién pueda adquirirse en 2020. Sólo el tiempo dirá si BioSolar dio en la tecla.

(Por Rodrigo Herrera Vegas)

Lea nota completa en La Nación

Related Posts

Comments are closed.

Facebook